Parque Natural Macizo del Caroche

Lunes, 11 Diciembre 2006 Zacarias Alvés

Reunidos en Enguera el día 20 de noviembre de 2006 las asociaciones ecologistas con presencia en las tierras del Macizo del Caroche-Caroig: Ecologistas en Acción de La Canal, ADENE de Enguera, Acció Ecologista Agró, -ANAV- Asociación Naturalista de Ayora y La Valle, -ALCIFAV- Asociación de Lucha Contra Incendios Forestales de Ayora y La Valle, Ecologistas en Acción PV, ACDEMA de Canals, Montesa Territori Viu y Xúquer Viu, acordaron presentar solicitud de declaración de Parque Natural del área del Macizo del Caroche al Gobierno Valenciano de acuerdo a la Ley 11/1994 de 27 de diciembre, de Espacios Naturales Protegidos de la Comunidad Valenciana.

carochedesdecortes2.jpg

Macizo del Caroche desde la Muela de Cortes

La extensión del espacio propuesto para la Declaración como Parque Natural sería de unas 130.000 Has., que lo convertiría, de aprobarse su declaración, en el mayor parque natural de la Comunidad Valenciana.

Las comarcas administrativas que formarían parte del Parque Natural serían: Valle de Ayora –Cofrentes, La Canal de Navarrés, parte de La Costera, de La Plana de Utiel-Requena y parte de La Hoya de Buñol. Esta delimitación administrativa respondería a la identificación del espacio propuesto como parque con una unidad geomorfológica, paisajística y biogeográfica indisoluble, caracterizada a su vez por gran diversidad de sistemas de gran interés ecológico.

Ayora, Teresa de Cofrentes, Jarafuel, Jalance, Cofrentes, Requena, Yátova, Dos Aguas, Millares, Cortes de Pallás, Bicorp, Quesa, Navarres, Bolbaite, Chella, Anna, Enguera, La Font de la Figuera, Moixent, Vallada, son los municipios que tendrían parte de su término municipal dentro del parque. Tan sólo uno, Cortes de Pallás, tendría todo su término incluido en el parque. El resto de municipios tendría su casco urbano y el entorno inmediato, conformado por cultivos, fuera del ámbito del parque.

El territorio para el que se solicita que sea Parque Natural es, en estos momentos, el que aporta mayor caudal de agua al Júcar, dentro de la Comunidad Valenciana.

la totalidad del Macizo del Caroche pertenece a la Cuenca Hidrográfica del Júcar. De su red de drenaje destacan los cauces naturales: Cantabán, Reconque, Fraile, Cazuma, Grande, Escalona, Sellent, Mínguez, Cányoles, Seco, Rambla de Juan Vich y Magro. También se han construido un buen número de embalses de regulación y producción hidroeléctrica: Embarcaderos, Cortes, El Naranjero, Millares y Tous, en el río Júcar, el embalse de Escalona en el río del mismo nombre, y el embalse de Forata, en el río Magro.

embarcaderos1.jpg

Embalse de Embarcaderos

De esta red de drenaje destaca la característica común a todos los ríos valencianos: el hecho de tener un régimen hidrológico mediterráneo, caracterizado por presentar irregularidad estacional de sus flujos, a la par que también entre un año y otro. La escorrentía superficial es reducida, como consecuencia de la elevada permeabilidad de los materiales carbonatados que conforman la mayor parte del territorio, de tal modo que un alto porcentaje de la lluvia útil se infiltra en los acuíferos.

Es un espacio merecedor de esta protección, al poseer valores ecológicos, científicos, educativos, culturales y paisajísticos en el conjunto del Macizo del Caroche – Muela de Cortes – Sierra de Enguera – Sierra Martés. La zona está constituida por hábitats de especies de interés especial, en particular por lugares de reproducción, invernada, reposo, campo y alimentación.

sacaras1.jpg

Fuente de Sácaras

Posee una enorme riqueza faunística, con un elevado número de especies de gran interés por su escasez y grado de amenaza en la Comunidad Valenciana y en el resto de Europa.

Dado que estamos hablando de un espacio donde la influencia humana es escasa, su grado de pureza ambiental es enorme, estando prácticamente libre de cualquier forma de contaminación: atmosférica, de suelos, agua, acústica, paisajística, etc. Constituye así una reserva de salud, tanto para el estado físico como psíquico del ser humano.

canadajarafuel2.jpg

Muela de Cortes y Cañada de Jarafuel

Por otro lado, está sometido a amenazas por las urbanizaciones, incendios, infraestructuras, transformaciones, etc. y no hay que olvidar los cambios profundos que han empezado a desarrollarse como consecuencia del Cambio Climático, que está provocando la aparición de nuevas zonas desertificadas.



Autor: Zacarias Alvés

Ver más artículos de Actualidad,La Comarca,Naturaleza

20 Comentarios Añade un comentario

  • 1. Oscar Catalán  |  Lunes, 11 Diciembre 2006 a las 18:00

    Está puede ser la noticia esperada por muchos habitantes de nuestra comarca desde hace tiempo. Téngase en cuenta que la declaración como Parque Natural de una zona implica importantes restricciones legales que frenan mediante la regulación los principales “azotes” que sufre la zona: tanto la sobre-presión urbanistica descontrolada de algunas zonas como la explotación incontrolada de recursos naturales.
    Ahora bien, un Parque Natural no es la “pócima mágica” que resuelve todos los problemas. Es necesario un Plan Regulador de Uso y Gestión (PRUG) que resulte eficaz, y para ello resulta imprescindible contar con los representantes vecinales y mantener los usos y costumbres de los habitantes (agricultura, ganadería, caza regulada, deportes de montaña, etc) Los habitantes de este territorio han de sentir que la administración se encarga de REGULAR y no de PROHIBIR.
    No caigamos en el mismo error que en las Hoces del Cabriel donde en la parte valenciana no se podía escalar para no molestar a las rapaces en época de cría (lo que me parece razonable), pero sí se podían organizar cacerías con impresionantes despliegues de todo terrenos y festivales de tiros a go-go. Claro esto puede hacer pensar que lo que importan no son las rapaces, sino los Euros que mueve la caza (de la que, bien regulada, no tengo nada que reprochar). Un saludo a todos y adelante con el nuestro Parque.

  • 2. Aníbal  |  Lunes, 11 Diciembre 2006 a las 18:27

    Me parece perfecto. Menos mal que aun queda gente que admira y respeta la belleza y valía ecológica de nuestro entorno y no piensa en sacar rendimiento capitalista en ello, proyectando y ejecutando grandes macrourbanizaciones con campos de golf y hoteles de lujo. Espero que ninguno de los alcaldes implicados en el proyecto del Parque Natural piense, como algún descarriado que hay por ahí, que los campos de golf “son zona verde” o que “el golf es bueno para el monte”. Sí, frases dichas por cierto alcalde de cierto municipio en el que había proyectado un gran complejo de estos.
    Ánimo y espero que se consiga lo que pretendéis. Saludos.

  • 3. Juan Carlos  |  Martes, 12 Diciembre 2006 a las 9:00

    Personalmente creo que es positivo, aunque tiene una doble cara que es necesario tener en cuenta, la cara a la que me refiero es la de plantear soluciones para que convivan los lugareños y su entorno, especialmente la agricultura y otros usos de determinadas zonas que puedan quedar dentro del parque. Este tipo de convivencia se ha producido en otras zonas de España con mal enfoque y ha producido problemas de aceptación por parte de los vecinos hacia el parque.
    Pero ya digo que creo que es positivo.

  • 4. Facundo Labrador  |  Martes, 12 Diciembre 2006 a las 14:44

    PERO ENTONCES, SI PONEN EL PARQUE ESE ¿SE VAN A PODER COGER PEBRAZOS O NO? MIRA QUE YO LLEVO TO LA VIDA EN EL MONTE Y A MI QUE NO ME LO TOQUEN…

  • 5. Capitan Chirel  |  Martes, 12 Diciembre 2006 a las 18:46

    Faena de todos es que se regulen correctamente los usos del Parque, de eso, me consta tienen buena voluntad los solicitantes, coger rovellones, cazar, pescar, peseos a pie, en bici, a caballo, agricultura, pastoreo, apicultura, turismo rural… son muy bien recibidos.
    Vertederos, urbanizaciones, golfos y otras calamidades de infrastructuras NO.

    Saludos verdes.

  • 6. Evaristo Pastor Mora  |  Martes, 12 Diciembre 2006 a las 18:50

    Qué tal soy Evaristo y es la primera vez que escribo en este foro
    Lo hago, ya que me han comentado que es útil para las personas que lo gestionan (a las cuales admiro) y porque mi experiencia profesional para bien o mal se ha desarrollado en gran medida en este tipo de lugares protegidos.
    En principio soy contrario, aunque es indudable que los parques tienen cosas buenas y son las primeras que expondré:
    – Las zonas que pasan a ser parques naturales, automáticamente pasan a tener una gran repercusión política, por lo que se aumenta su difusión en prensa y de un plumazo se evita la problemática de los macroproyectos tipo incineradora, plan eólico, transvases,… (Este hecho hace que el planteamiento inicial merezca un estudio más detallado, que no un simple comentario en un foro) También es cierto que aumenta el número de visitantes, realmente es mucho menor (por ahora) de lo que se piensa, siendo el ingreso realizado a estas zonas inferior a lo que se pretendía en un principio
    – Por otra parte, los PRUG’s y aunque se haya ya comentado ya algo al respecto son mucho mejores los actuales que los que se comenzaron a hacer en un principio (No tendremos en cuenta el futuro Parque Natural de las Riberas del Turia)
    Ahora, expresaré los puntos que DESDE MI PUNTO DE VISTA son negativos y que considero que desequilibran la balanza.
    Lo primero, es que el principio básico de los parques naturales ya no considero que sea bueno de por si, ya que es una idea americana, con sus ventajas y sus inconvenientes. En EEUU, en el siglo XIX, todavía existían grandes zonas vírgenes por completo, debido a que no había existido población alguna en estos lugares. El planteamiento fue muy yanqui, es decir proteger de una forma absoluta estas zonas, con la inevitable bofetada al respecto, que es que en el resto de zonas se tomaron al asalto (siendo esta afirmación muy generalista y un poco exagerada). Esta idea fue reproducida con más o menor acierto a lo largo de la geografía española y llevada a su máximo, como no podía ser de otra forma, en la Comunidad Valenciana. Aquí los primeros parques supusieron una “protección” desmedida y sin criterio técnico ni científico, acarreando los inevitables problemas, que no han sido pocos en estos lugares (es difícil hablar en un foro de esto pero Calerona y Espadàn desde mi opinión parece que se pensaron del revés). También es cierto que poco a poco de los errores se va aprendiendo y los últimos PRUG’s son sensiblemente mejores a los primeros. Claro ejemplo son los de Penyagolosa y la Tinença de Benifassà, en los cuales para los periódicos aparece una zona protegida muy grande, pero en realidad el concepto que se tiene comúnmente por protección es muy pequeño, ya que racionalmente, se ha dejado que las personas que han permitido que lleguen hasta nuestros días espacios tan maravillosos como la Tinença sigan desarrollando sus actividades, ayudándoles a que las puedan realizar en unas condiciones dignas e integradas en el siglo XXI. El caso de Penyagolosa es paradigmático ya que se ha dado especial protección a la zona que es MUP y que precisamente tenía ya una protección y es la que peor estado de conservación presenta, dado que esta zona presenta un gran problema de muérdago, que no se da en el resto y que ha corto plazo pone en dudas la estabilidad del pinar allí existente.
    En la zona en donde que se pretende desarrollar el presente parque natural (no se los límites claros), ya existen numerosas figuras de protección entre las que se pueden citar 3 LIC’s (si se incluye en del Valle de Cofrentes y entre los que se incluye el mayor de toda la Comunidad), varias ZEPAS, diversos Montes de Utilidad Pública, un puñado de microrreservas y una Reserva Nacional de Caza. Cada una de estas figuras de protección debería de ser suficiente para garantizar lo que el presente parque busca, pero ¿cree alguien que lo cumpla?, si es así en mucha menor medida de lo esperado. (También os comento que el resto de parques naturales de la Comunidad Valenciana no los cumple)
    Ejemplos se podrían poner varios miles pero únicamente citaré los de las microrreservas y los de la Reserva Nacional de Caza, que por lo menos implican una cierta sonrisa, más que nada por no llorar.
    – Las microrreservas son figuras de protección muy anunciadas en televisión y que en realidad,… Como ejemplo tomaremos los más representativos de Palomera (montaña que todo habitante de la comarca debería de conocer a fondo y sentirse orgulloso de ella, de hecho hace más de 200 años Cabanilles la definió como la montaña donde más plantas raras y curiosas existen del reino). En esta existen 3, Palomera a, b y c y en la página web de la Conselleria se hace eco de la variedad de plantas existentes en éstas, destacando el tomillo rastrero, acer granatense (no escribiré nombres científicos para no liar), se le ha prohibido muchas de las actividades tradicionales, implicando el consiguiente emboscamiento por parte de especies más heliófilas como la coscoja, o las aligas e implicando que se puedan encontrar gran parte de las plantas que Conselleria menciona en otras partes de la muela y en la microrreserva no. El del tomillo es curioso ya que por biología requiere suelos pastoreados y claros (además es prácticamente endémica de dicha sierra) y que debido a la abundancia de matorral sea más fácil encontrarlo en los cortafuegos (lugar mucho más parecido al suyo original) que en las propias microrreservas.
    – Lo de la Reserva merece un estudio muy profundo, ya que a sabiendas (ya había pasado con anterioridad en Gredos, Cazorla y la Tinença de Benifassà), por dejadez se haya conseguido una población insostenible de cabra montés que por lógica natural la ha llevado a una epidemia como no se recordaba. Que de un aprovechamiento bueno (posiblemente el mayor que se pueda obtener en los montes valencianos) si se hubiera hecho de una forma ordenada, se haya pasado a tener que pagar para que matasen los animales enfermos. Bueno no quiero extenderme en este tema, pero,…. (Como dato, existe mucha más cabra en zonas que nunca la ha habido que en la propia Reserva Nacional, lugares en los que han empezado a crear problemas con agricultores,…)
    – En contraposición, he de decir que el hecho de que el Caroche y la Muela de Cortes fuesen ZEPA ha implicado evitar los parques eólicos, mientras que la zona del Peñón de los Machos, Muela Juey,… que no eran tengan previsto uno
    Finalmente y razón fundamental por la que he escrito semejante parrafada (supongo que no la debería haber escrito al final) El planteamiento es erróneo, desde mi opinión, en el hecho que ha partido ÚNICAMENTE desde grupos ecologistas (no tengo nada en contra de ellos). Por el simple hecho de que los parques naturales tienen que tener por objetivo fundamental, el preservar los valores naturales allí existentes y QUE ES ERRÓNEO no plantearlo integrando a las personas que desde miles de años atrás han hecho que parajes como el Caroche, las Caídas del Júcar, los Chorradores de Otonel, la Muela de Cortes, los Pinares de las umbrías del Buitre en Bicorp y un sinfín de lugares espectaculares y dignos de admiración que nuestras tierras poseen no se encuentre representados en la iniciativa del parque. De una manera graciosa, se han referido a los pebrazos (lógicamente es otro valor que se ha de tener en cuenta), pero personas como pastores, agricultores, selvicultores, propietarios forestales, apicultores, cazadores,… ¡personas que han hecho durante cientos de años, estos lugares lleguen a nosotros en el estado que están y no sean en la actualidad cemento y hormigón!, debe de estar SIN REMEDIO representadas desde el primer paso en la creación del parque, porque si no ya os puedo asegurar que no funcionará por experiencia profesional y por lógica, es más será contraproducente, mientras que si se hace bien puede ser una forma de dignificar en la actualidad estas profesiones tradicionales y prácticamente desaparecidas. Hemos de parecernos a la Tinença y NUNCA a la Calderona, ya que se pueden conseguir cosas muy buenas, pero que si no servirán para salir en los periódicos de una forma no positiva.
    Y después de un alegato tan poético y tan raro en mi, con el deseo de que nadie haya sido capaz de leer tan aburrido escrito termino.
    Pd.- No soy nada bueno redactando y no quiero que se me interprete mal por eso no había escrito nada antes, por lo que si alguien me quiere comentar algo preferiría que me lo hiciese en persona ya que me expreso mucho mejor.
    Un saludo
    Evaristo

  • 7. juan orgaz crespo  |  Martes, 12 Diciembre 2006 a las 21:39

    el articulo esta de p.m. y espero que sigais adelante, lo unico es que no tengais una esperanza aguirre por esa zona, por que si no cerrara todo el parque tanto a motos, bicis y cualquier actividad que no de dinero e implique un disfrute de la naturaleza gratuita. por lo demas, como dijo alguien:

    ADELANTE MIS VALIENTES

  • 8. j. Valjean  |  Miércoles, 13 Diciembre 2006 a las 16:54

    Hola a tod@s,
    Me parece muy oportuno haber presentado ahora esta iniciativa, enhorabuena. Deben los organizadores de la misma haberse dado cuenta de que en la consellería de Territorio y Vivienda han cambiado la chaqueta y corren vientos favorables para estas iniciativas. Pues, después de destrozar parajes y arruinar ríos y acuiferos y de TENER SUS AMIGOS LOS CONSTRUCTORES los bolsillos llenos, han cambiado de conseller y ponen a Gonzalez Pons, que pasa por ser, dentro de la constelación Pijistica que nos gobierna, el Verde nº1. Y porqué, pues porque vienen las elecciones y hay que cambiar de imagen. Son unos hipocritas y unos falsos. Y no me cabe la menor duda de que diran que si.
    Si como he oído va ha ser el más grande de la CV con 130.000 h. estoy seguro que lo aprobaran….porque son los más….los que más invierten, los que más crecen, los que más defienden intereses “regionales” , así que querrán ser los que más hec declaran como parque natural.
    En fin, que la iniiciativa viene a huevo con los aires que corren por la conselleria. Enhorabuena de nuevo
    Y sobre las cuestiones cientificas de si es bueno o no, dejo que opinen los que saben más. Yo, personalmente, quiero espacios libres, protegidos y públicos y si eso lo proporciona la desiganción de un espacio como Parque natural, pues me alegro.
    Un saludo

  • 9. Uno más  |  Miércoles, 13 Diciembre 2006 a las 21:26

    En realidad no puedo manifestarme por desconocer las ventajas e inconvenientes que puede aportar la declaración de parque natural para la zona, y me gustaría que por medio de este foro alguien dijera algo en este sentido.
    Supongo que dependiendo del grado de protección se podrán evitar obras e infraestructuras como transvases, parques eólicos, líneas eléctricas de alta tensión, subestaciones, etc… pero también podrán propiciar prohibiciones de accesos, más vallados, vigilancia, forestales, en definitiva iniciativas para coartar la libertad.
    Por otro lado tengo que decir que según la Ley Urbanística Valenciana (LUV), para poder reclasificar suelo no urbanizable protegido en suelo urbanizable, es necesario ceder la misma superficie en suelo de parque natural a la administración, por esta razón existe la posibilidad por parte de la administración competente (Consellería de Territorio y Vivienda) de flexibilizar y crear áreas de parques naturales por la demanda creada. ¡Esto puede ser peligroso!.
    En cualquier caso creo que es necesaria la participación ciudadana para reflexionar sobre el futuro de las montañas de nuestra comarca.

  • 10. Catalan  |  Jueves, 14 Diciembre 2006 a las 22:53

    El problema es el mismo de siempre cuando se habla de animales o plantas: el respeto a ellos depende; depende de las necesidades del hombre, de su aprovechamiento, de su disfrute, de su….
    Es que, Evaristo amigo, yo no lo veo como tu.
    El entorno natural, si tuviera posibilidad de de hacerlo, no preguntaría al hombre sobre su futuro y sus derechos. La naturaleza no está ahí para mi, la naturaleza está ahí, yo estoy ahí, comunicados y enlazados.

    Los únicos derechos que el hombre tiene sobre el futuro Parque Natural son los que tenían nuestros abuelos, que demostraron que recogían hoy pero dejaban para mañana.
    El consumista hombre de hoy no sabe recordar, no sabe preguntar…..ni sabe mirar y respetar.
    José Rafael Catalán

  • 11. Sergi Constant Almiñana  |  Viernes, 15 Diciembre 2006 a las 10:51

    Muy interesante, y pocos comentarios hay que añadir a la idea, si bien estoy totalmente de acuerdo con los comentarios de Oscar Catalán y en parte a los de Evaristo Pastor, soy muy escéptico con la respuesta de las autoridades gubernamentales actuales del Pais(el Valencià), ya que como no podrá ser de otra forma, primarán la formas y no los contenidos que son los que importan.
    Sergi Constant

  • 12. Fer  |  Sábado, 30 Diciembre 2006 a las 23:46

    Está claro que la sensibilidad medioambiental ha calado en nuestra sociedad de la mano del movimiento ecologista. Aquellos malagüeros que avisaban de los problemas sociales que vendrían como consecuencia de una mala gestión ambiental, por desgracia tenían razón. Los políticos también se han subido al carro, pero no olvidemos que por desgracía todo lo miden en función del nº de votos que puedan ganar o perder llevando a cabo determinadas propuestas. Evaristo preguntaba que la iniciativa venía del movimiento ecologista. Sí, pero también es apoyada por la mancomunidad del Caroche, en donde están representados los municipios por sus alcaldes y concejales. De su comentario también se deduce que es no sólo lamentable, sino también intolerable que un trozo de terreno se declare con alguna figura de protección, como es nuestr caso, en donde quede todo regulado, e incluso algunas cosas prohibidas, y en el resto del territorio se permita todo. Resulta una auténtica aberración ver los alrededores de Ayora, llenos de postes de luz, con casa, naves, chalets, vallas encima de los caminos públicos, desguaces, … sin orden ni concierto, en lo que era hasta hace unos años un terreno claramente rural, y en donde el paisaje resultaba modélico, y los paseos por él agradables.
    Perocomo ya sabemos de nada sirve proteger un espacio, y permitir hacer en el resto auténticas barrabasadas. Los parques naturales, como el resto del espacio donde vivimos deben de ser tratados con el mismo respeto ya que se necesitan mutuamente. Los necesitamos.
    Con las dudas lógicas que todos podamos terner, creo que la iniciativa puede ser positiva, y tener más ventajas que inconvenientes. Creo también que polícamente es el mejor momento para llevarla a cabo, y que todos podemos aportar ideas y opiniones y nuestro grano de arena para que éste viejo sueño pueda hacerse realidad.

  • 13. José Trueno Fernández  |  Domingo, 31 Diciembre 2006 a las 17:53

    Amo la naturaleza, porque no es linde administrativo, ni política, ni negocio de la estupidez ni de la ideología. Es la geología, orografía, hidrografía… en estado natural, lejos de libros que se suelen leer entre paredes.

    Amo la naturaleza porque es paisaje, es “la belleza”, es mi deleite espiritual y, la consecuencia y fotografía, (hoy a mi vista), de 4.200 millones, años de la evolución de un planeta afectado por su “vida” y por la erosión de los cientos de cambios climáticos, que tiene en su constante “evolución climática”.

    Amo la naturaleza porque me llena de libertad sentirla, caminarla, olerla y, hasta describirla, cuando mi memoria o mi conocimiento me lo permite, con sus nombres y apellidos.

    Amo la naturaleza porque también es fruto a la vista y consecuencia de la erosión despiadada con la que la hemos afligido, en los últimos 1.000 años, unos incultos energúmenos: Hoy, es alimento de mi alma, mis paseos y caminatas por la naturaleza castigada, con bancales en sus montes, árboles talados, riachuelos acequiados, valles labrados… esas consecuencias… de encender una lumbre para calentarnos o para comer y, otras, de nuestra necesidad de explotar “algo”, hacer trueques o negocios que nos permitan pagar el lujo que proporciona la medicina o los tributos a la burguesía y al impuesto que siempre existió.

    Amo la naturaleza por que es “libertad”. Porque nadie me dice cómo sentirla o disfrutarla, pero en ella, me enseñaron a amarla. Porque da sentido a mi vivir secuestrado, para sobrevivir, en una colmena de mi Ciudad.

    Sois pobres cuando decís que “conservar” es “prohibir”; es el hacer negocio “unos pocos” de un bién de todos. ((Pisé hace años todo el Valle de Arán. Lo puse de moda. Cientos que conozco lo disfrutaron. Hoy no puedo pisarlo. Sólo lo que me dejan. En algunos sitios, si pago)).

    No nos privéis de la libertad de pisar y sentir la naturaleza, menos con “la excusa” de que nuestros nietos nada tendrán que pisar. Agudizad vuestro ingenio: Si tenéis que prohibir algo, que sea el negocio, sí, político y ecológico, y el negocio mercantil.

    El que destruya, que pague con la cárcel: no “prohibáis las relaciones entre parejas” porque 64 mujeres mueren y seguirán muriendo cada año. Educad, y mientras tanto, el que mate, a la cárcel. Ellos y sólo ellos privados de la libertad de poder amar a la naturaleza “cuando la maten”. Una parte pequeña de la naturaleza morirá siempre en nuestra relación de amor con ella. Haced negocio enseñándola a amar y castigad sus relativos asesinatos. Permitidnos a todos amarla en libertad.

    La respuesta a la pérdida de libertad de amar, de sentir y de vivir suele ser una invitación a la violencia, máxime, si el liberticida perdió el norte y olvidó la historia de su Planeta y la de sus congéneres.

    Me duelen en mi alma ésos que “castigan” mi “libertad”, (de cuyo mal uso quiero responder hasta con la cárcel), – la libertad de “amar a mi Tierra” -, cuando los veo desde su buena intención y escaso conocimiento, asesinando libertades y privándonos, a los vivos de hoy, de vivir la “naturaleza” con “su” pretexto de “conservarla”: Conspicuos pretendidos, pero efímeros y pequeños, parece que, además, estúpidos engreídos creen vamos a vivir como especie otros 4,4 millones más de años.

  • 14. Francisco  |  Viernes, 5 Enero 2007 a las 0:17

    Es lamentable tener que hacer parques ,reservas o cualquier otra cosa que se le llame. Cuando es algo que nuestro seber vivir nos debia de llevar a cuidar y proteger por nosotros solos de esta incultura viene que por muchos remedios y medios que se pongan , siempre haya alguien que se sienta con derechos , y agraviados que al final vallen , quemen o destruyan.
    Aunque creo que en estos tiempos que corren es una muy buena iniciativa

  • 15. Roger  |  Viernes, 9 Febrero 2007 a las 14:18

    Algunes persones són tan amants de la llibertat que no volen veure que gràcies a “eixa llibertat”, per exemple de vora 500 km de litoral ja no queda pràcticament costa valenciana sense edificar. I jo li diria a José Trueno que si no s’haguera protegit la Vall d’Aran, ara no podria per alli anar més que per les carreteres , pèrquè segurament estaria tot plé d’edificacions, com ha passat en el que no estava regulat.
    Així que ho posem límits o deixem llibertat total, que tampoc és total ara, perquè per exemple ja no es pot torrar a la muntanya, i abans si. ¿O s’evita que comencen a construir i a xuplar aigua de l’aquífer del Caroig (ultima reserva del Xúquer, Escalona, centenars de fonts…) o deixem que el poder econòmic dominat campe a les seues, estenga els seus tentacles per tot arreu i pose tanques on vulga? El que està clar és que dins d’uns anys si el Caroig està sense protecció, vindrà qualsevol capital i es farà amb ell, mireu el que està passant a l’Argentina. I ja podem oblidar-nos de les fonts de l’Albufera d’Anna, riu Fraile….

  • 16. oscar martinez  |  Miércoles, 21 Febrero 2007 a las 21:09

    wauuuu un parque natural en mi pueblo, quien lo diria.
    bueno dejando tonterias aparte la verdad es que seria un agran noticia que se valorara de esta forma nuestra flora y fauna, ademas de que esto significaria que este terreno pasaria a ser virgen, lo cual le daria mas esperanzas de prosperar y rebrotar (recordemos que parte de lo que seria el parque esta aun quemado y obviamente no se ha recuperado aun). la idea de parque natural se olle muy bien pero hay que tener los en cuenta los pros y los contras pues habeces es mas perjudicial que bueno. Como bien habeis exo otros anteriormente hay que ver cuales son las ventajas e inconvenientes. en mi caso particular creo que todo lo que sea cambiar a mejor es bueno, y por lo tanto apoyo el parque, aunque creo que lo que nos gustaria a todos, es que con parque o sin el, se respetara la naturaleza y que nuestras tierras fueran verdes y virgenes, para poder contemplarlas y vivirlas como anteriormente, y este es un trabajo que todos deberiamos hacer. Mentalizarnos de cuidar, respetar y si es necesario como en este caso reforestar nuestras tierras, es necesario con parque o sin el,pues sin ellas no tenemos nada, y no solo la comarca o españa, sino todo el mundo se “ira a la mierda” si no tenemos en cuenta nuestro medio de vida.

  • 17. JOSE  |  Martes, 5 Junio 2007 a las 15:02

    Hola. Tenemos que seguir luchando para que se apruebe, sin más demora, el Parque Natural del Macizo del Caroche/Caroig. Preservar del desastre urbanístico, todo este tesoro natural, proteger su fauna y su flora, fortalecer el desarrollo sostenible y potenciar la economía rural, como base de un turismo de interior de calidad. Si esta riqueza no queda protegida quedará en el olvido hasta el fin de nuestros días, desapareciendo como tantas otras maravillas de nuestro único planeta…

  • 18. Alex  |  Jueves, 20 Septiembre 2007 a las 16:15

    Me ha gustado mucho la reflexión de Francisco, es muy triste crear santuarios para destrozar otras, yo pienso que en ninguna zona debe haber un “todo vale”, pero tan perjudicial puede ser una falta de control como un control excesivo. Es bonita la idea romántica de nuestro amigo Oscar de un bosque virgen, pero un poco utópica, entre otras porque el paisaje que nosotros observamos en nuestro días es el trabajo de generaciones y generaciones de gestores anónimos que mediante la agricultura, la ganadería, recolección, usos de madera… han moldeado los ecosistemas, las relaciones entre ellos y el paisaje que nos ha llegado una actualidad, que controlan los incendios, las especies oportunistas, posibles plagas y epidemias… en definitiva que han establecido una relación íntima a lo largo de los siglos sin la cual el Macizo de Caroche no sería nada parecido a lo que hoy observamos. Además se han establecido un modo de vida, unas costumbres y unas pautas culturales que merecedoras no solo de una protección.

    Por estos motivos la idea de crear un Parque Natural puede ser tanto una buen idea como una no tan buena, todo depende en buen parte que del enfoque que se le quiera dar. Es una figura de protección que no es demasiado conservacionista en si mismo y podría ser compatible con el medio de vida tradicional, auque es muy amplia en su defición, no obstante esto ha de tenerse en cuenta siempre a la hora de constituir el parque y de redactar los correspondientes PORNs O PRUGs, por que corremos el peligro sino de cargarnos aquellos que queremos proteger, esa fauna, flora y paisajes que han formado las personas que allí viven durante siglos, que no solo consiguen vivir en armonía con el medio natural, sino que además lo rentabilizan, presentando una gestión sostenible a lo largo del tiempo que no suponga una carga y unos los problemas colaterales para la administración y los ciudadanos.

  • 19. Aguaor  |  Lunes, 22 Octubre 2007 a las 16:53

    Mi suegro le dejo a mi mujer cuando fallecio 11.000.000 de metros cuadrados de monte en la zona. Mi suegro nunca corto pinos (se los quemaron dos veces). El padre de mi suegro cortó pinos una vez en la vida (se lo quemaron otra). El abuelo de mi suegro cortó dos veces pinos en su vida que era lo que correspondía (cada 25 años mas o menos). Por lo que leo, creo que esto hoy se considera una postura ecologista. Yo no se si es ecologista pero lo que si que me parece es que es una postura natural. El abuelo de mi suegro iba regularmente al monte, lo alquilaba tambien para pastoreo. Mi suegro también (el rebaño que iba era ya el último que quedaba por aquellas tierras). Mi mujer es por tanto propietaria. con suerte cortará pinos dentro de 10 años o 15. Con lo que hoy ha subido la mano de obra, el gasoil, etc,, etc, me imagino que cortar pinos nos costará dinero. Ya no hay cabras ni ovejas que pastoreen y si lo hacen tampoco pagan (lo único que les faltaba a los pobres pastores, pagar por pasar). Yo vi a mi suegro cobrar una vez al pastor por pastar allí: hará unos 10 años le dió 1.000 pesetas de 3 años de uso (creo que no pagamos ni la gasolina de subir porque el monte esta en el quinto c… desde la carretera mas cercana). Yo no se lo que es una reserva natural desde el punto de vista de un propietario, y me parece que ni me apetece saberlo. A mi me gusta que la naturaleza se mantenga. Pero yo solo digo una cosa…. ¿alguien quiere 11.000.000 de metros cuadrados en el caroche?, se los pondremos baratos.

Escribe un comentario

El comentario debe estar escrito correctamente. No se acepta el uso de mayúsculas (salvo en acrónimos u ocaciones especiales, y no se aceptan abreviaturas tipo SMS. Las críticas constructivas son bien recibidas, las destructivas y las descalifaciones no. Gracias por participar, tu aportación es de gran ayuda.

Requerido

Requerido, oculto

Etiquetas HTML permitidas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Enlazar a este artículo  |  Suscribirse a los comentarios de este artículo via RSS